“Cuando tienes educación de calidad para todos, la sociedad es mucho más resiliente y tiene mucha más capacidad de respuesta.”

Francisco de la Torre es Alcalde de Málaga desde el año 2000. Bajo su mandato la ciudad andaluza ha experimentado un desarrollo cultural de visibilidad internacional que ha multiplicado de forma vertiginosa las cifras turísticas de la ciudad. Su apuesta por la sostenibilidad a lo largo de estos casi 20 años, ha situado a la ciudad a la vanguardia en esta materia a escala internacional. Firme defensor de los Objetivos de Desarrollo Sostenible ha sido pionero en adaptar al ámbito local una serie de indicadores que le permitan medir la consecución de los 17 ODS. 

Semanas antes de volver a validar su mandato en las urnas, durante esta entrevista, hablamos con él de su trayectoria profesional y personal, de la tarea de liderazgo en el ámbito urbano y de la transformación de la ciudad de Málaga.

Lleva más de 20 años en la alcaldía de la ciudad de Málaga. En unas semanas se vuelve a presentar para validar su mandato en las urnas. Pero su trayectoria en la vida pública se remonta mucho más atrás. ¿Cómo pasó a convertirse en una protagonista de la vida pública de la ciudad de Málaga?

A finales de los 60 en Málaga, en el 1968 se creó una Asociación de Amigos de la Universidad de Málaga porque en ese momento en España se crearon tres universidades nuevas: la Autónoma de Madrid, la Autónoma de Barcelona y la de Bilbao. Y en Málaga desde hace muchas décadas se tenía en aquel momento la sensación de que no se había hecho justicia con la ciudad. Era la ciudad más grande de Europa que no tenía universidad y hubo un gran movimiento ciudadano en relación a ese tema. En el año 1969 volví a Málaga. Había terminado mis estudios, había estado en Francia estudiando Desarrollo Regional Agrario. Y la Asociación de Amigos de la Universidad me invitó a formar parte de la Asociación. Fue un ejercicio de liderazgo, compartido con la propia directiva de la asociación y eso me ayudó a formarme en este sentido.

A final del año 1970, principios del 1971, a través de la proyección pública que la Asociación de Amigos de la Universidad me había dado, me invitaron y me presionaron para que entrara en la vida política de entonces, -imperfecta vida política, no democrática en aquel momento- para ayudar desde las instituciones de entonces a facilitar la llegada de la Universidad a Málaga. El gobernador de entonces habló conmigo para que aceptara a ser Presidente de la Diputación. Puse mis condiciones, de que España tiene que ir hacia una sociedad democrática, europea. Había estado en Francia, sabía lo que era evidentemente una sociedad plenamente democrática, que España no lo era. Y que si no iba por ese camino, pues me saldría del tema. Pero después de reflexionar unos días, acepté. Y ese tiempo, 1971-1975, fue para mí muy formativo en cuanto a aprender a gobernar para todos. En aquel momento no era eso habitual, tener una visión global de toda la sociedad. Y de una manera muy participativa. Fue un momento muy intenso donde aprendí también cómo se puede ejercer, no tanto digo fríamente liderazgo, sino cómo conseguir objetivos de una manera que la gente te acompaña en ello, algo que me parece esencial.

Desde su punto de vista, ¿qué requisititos debe tener un líder urbano? ¿cómo lo describiría?

Yo nunca me he sentido, como diríamos, llamado a ser un líder de masas ni de grandes colectivos, sino que bueno, creo que hay una intercomunicación. Tú tratas de influir en los demás, ellos también en ti, y eso es un liderazgo un poco compartido entre todos. Es la manera en que he concebido el avance personal. Pero tampoco me lo planteo fríamente. Yo trato de hacer en cada momento lo que veo más oportuno.

Yo creo que se aprende, se mejora, se perfecciona uno, pero no de una manera, insisto, fría, premeditada, sino trabajando de buena fe en cómo configurar que la gente esté convencida de que lo que se plantea es bueno. O cómo ayudas a la gente a decidir conjuntamente esos objetivos. A mi me parece eso muy importante.

¿Dónde ha encontrado usted la inspiración? ¿Quién ha sido su referente?

En los años 60, del pasado siglo, en los años en los que realizaba mis estudios en Madrid de Ingeniero Agrónomo en la Escuela Superior de Ingeniería Agrónoma Madrid y también en Sociología, en el Instituto Social León XIII, dependiendo de la Universidad Pontificia de Salamanca. Sobre todo en este segundo centro de estudios, aprendí bastante, me identifiqué mucho con la idea del bien común como servicio que desde el ámbito público de la política se debe tener.

Y eso te motiva, sobre todo cuando también desde la perspectiva agraria, tienes una visión también de que en el mundo hay muchas desigualdades. El problema del hambre en el mundo fue la motivación, cuando yo tenía 14 años, para decidir estudiar Ingeniería Agrónoma, inspirado en lo que leía de René Dumont, un agrónomo francés que trabajaba en estos temas desde la FAO.

Esa motivación del bien común siempre ha estado muy presente, en relación a lo que vi en mi propia provincia de Málaga en el mundo agrario, con problemas en aquellos años todavía de desarrollo, de subdesarrollo diríamos, de falta de educación sobre todo en el ámbito de oportunidades, de igualdad de oportunidades. Y eso te motiva para trabajar en un sentido de impulsar, tratar de cambiar las cosas a mejor.

¿Cuáles han sido los desafíos más difíciles como líder?

El final de 1975 para mí fue un shock, un trauma, porque hicieron unas elecciones, en aquel momento muy teóricas, por parte de los diputados para elegir o confirmar el que fuera Presidente de la Diputación, o los Concejales o los Alcaldes de las capitales de provincia. Se trataba entonces, desde la administración, desde de ciertos sectores de la administración, de situar en las Cortes de entonces gente inmovilista. En el caso de la Diputación salió elegido el subjefe del Movimiento, que era evidentemente un hombre muy inmovilista, que votó en contra la ley de reforma política. Se empató a votos, a nueve. Yo viví ese momento de presión, de lo que es presión sobre los diputados, y de alguna forma me marcó. Se atribuyó a lo que se llamó búnker una fuerza mayor quizá de la que realmente tenía, pero esto me motivó mucho para estar en el cambio democrático, para comprometerme en que había que empujar con todas las fuerzas para cambiar hacia la democracia en España.

Desde 1983 que termina la vida de UCD hasta el 95, estuve fuera de la vida política, trabajando como ingeniero agrónomo al servicio de la administración pública, primero central y luego autonómica. Fui transferido con las competencias de agricultura. En 1995 me invita la alcaldesa a ir en la lista como independiente, como número 2. Luego me afilio al PP, un PP más centrado, en los años 90. Y en el año 2000, ya como alcalde, cuando Celia Villalobos va al gobierno que se forma después de las elecciones del año 2000, viví ese momento tan duro del shock del asesinato de Martín Carpena. Eso te marca mucho también y ves que vale la pena defender una sociedad democrática, defenderla por todos los medios, desde la democracia, desde la fortaleza del estado democrático, como dijimos en palabras que transmití a los malagueños que se manifestaron en repulsa al asesinato de ETA de José María Martín Carpena.

¿Cómo debería ser un líder urbano? ¿Cuál es su papel en el gobierno de la ciudad?

Creo que lo primero es tener esa idea clara que antes definía de que se está en la política para servir al interés general, al bien común, no al interés particular de nadie ni siquiera el interés de tu partido, no sé si me explico. Has de ser leal con el partido al cual estés afiliado como es lógico, pero si hay contraposición de intereses, el interés general y el bien común están por encima. Y el interés general y bien común de la ciudad. Y eso tienes que transmitirlo a tu equipo.

Y lo que es muy importante es también que transmitamos y consigamos un cierto orgullo o satisfacción por el trabajo bien hecho. Y tratar que eso te motive. Y tratar de que siempre la palabra calidad acompañe a las acciones en todo. Y tratar de hacer el máximo de cosas con el menor costo posible, o sea, administrar bien los recursos. Tener muy claro que los recursos son de los ciudadanos. Que los ciudadanos son como los accionistas de esta gran empresa que es la ciudad y los cuales tienen que tener buena información siempre.

Ahora es más normal hablar de transparencia, de participación. Pero hace unos años era menos habitual. Pero eso tiene que estar muy claro desde el principio, y que eso cale en toda la administración, de arriba abajo y de abajo arriba. Ese concepto de calidad, de servicio al bien común, administrar bien los recursos, de que la igualdad de mérito y capacidad sean los mecanismos de entrada en toda la administración, no solamente los funcionarios, sino también las empresas municipales. Más o menos así como lo veo para que se ejercite bien ese liderazgo.

¿Qué papel ha desempeñado la participación ciudadana en la gobernanza de su ciudad?

En Málaga hemos facilitado al máximo lo que es la participación en el ámbito territorial por los 11 distritos. Hemos creado más distritos. Había 6 cuando se llegó a gobernar. Yo llegaba como teniente alcalde de urbanismo y portavoz en el año 1995. Y de 6 hemos pasado a 11 en una evolución de dar más facilidad de participación, porque esos distritos tienen consejos territoriales, consejos de distritos donde en el Pleno participan las asociaciones para definir los objetivos a nivel de distrito, pero también influyen en los objetivos del ciudadano. Y por otra parte los consejos sectoriales creados a nivel global de la ciudad. Desde Educación, desde el Consejo Social que también es importante, el consejo de Accesibilidad…

En definitiva, el consejo sectorial donde el movimiento asociativo que existe en la ciudad tiene oportunidad de participar, así como tiene oportunidad de participar el mundo empresarial o el mundo sindical. Toda la estructura del mundo asociativo y los representantes de la sociedad civil: empresariado, cámara de comercio, sindicatos, asociaciones de vecinos, etc. Y la estructura de las administraciones pública en todos los niveles. Yo creo que es clave: la gobernanza sin participación es imposible. Van totalmente ayudándose la una otra de otra. La sinergia está muy clara. Y cuando te planteas los objetivos de buena gobernanza no tienes más remedio que hacerlo así. Es más que debe ser así. Es que no hay que dudarlo. Es claro que el avance tiene que ser de una manera muy compartida entre todos.

¿Qué importancia tiene la descentralización local para el buen gobierno de una ciudad y la participación ciudadana?

Yo siempre he defendido, por el tamaño de Andalucía en cuanto a población y superficie y por la red de ciudades que Andalucía tiene, que deberíamos haber llegado a una autonomía descentralizada como hay en el resto de Europa. Antes hablábamos de la convergencia con la Unión Europea. Hemos hecho convergencia en muchos temas para entrar en la UE, como es natural. Primero en democracia, si no, no hubiéramos entrado en la UE, y luego también en economía para llegar al Euro, etc. Pero en esa materia nos hemos quedado atrás, y hoy los municipios españoles son los más débiles de Europa, medidos en Euros por habitante al año. Hay muchas competencias en el plano autonómico recibidas de Madrid que tenían que haber pasado al ámbito local, aplicando el principio de subsidiariedad que en Europa está acuñado por el Consejo de Europa desde hace treinta y tantos años. En la carta europea de autonomía local lo dice muy claro. Lo que puede hacer un Ayuntamiento, ese es el principio de subsidiaridad, hágalo el Ayuntamiento y no la Región. Lo que puede hacer la Región, hágalo la Región y no al Estado. O sea, acercar el poder a la gente, llenar de abajo hacia arriba.

Y eso facilita la participación, facilita cuando hay transparencia, y ahora hay más transparencia en general que antes. Dónde más eficaz es la transparencia es en el ámbito local, porque la gente puede entender el ámbito local, pero el ámbito regional se entiende menos, y el nacional mucho menos. Comprender las cuentas de un Ayuntamiento es muy fácil, explicándolas bien, con honestidad y con claridad. Comprender y entender las cuentas regionales es más complejo, evidentemente. Y esa participación, insisto, a nivel local, hubiera sido mucho más fecunda si la vida local hubiera tenido más competencias, más presupuestos para dar respuesta a las competencias. La política de educación inclusive. La educación es clave, la primaria. Yo la hubiera transferido a nivel local también, porque yo echo de menos -y esa es una de mis frustraciones como alcalde- no poder influir en la calidad de la educación que se da en la ciudad de Málaga- Porque ahí está el futuro de la ciudad, el capital humano. Ese es el recurso fundamental que tiene un pueblo, que tiene un territorio.

¿Cómo se ha promovido la transformación de la ciudad de Málaga?

En 1966, 1967, cuando estaba en Francia, leí un libro de Servan-Schreiber, director de L’Express, una revista de opinión muy prestigiosa en Francia. Y él escribió un libro: “El desafío americano”, “Le Défi Américain” y venía a decir que los americanos estaban entonces creando las bases de Silicon Valley en California. Veía claramente que era un camino de innovación y de progreso, que Francia debía hacerlo. Y llegaba a la conclusión de que había que plantear en Francia algo parecido hacia la Costa Azul como una especie de California francesa. Y yo pensaba, en España es Málaga, es nuestra California. Y siempre he creído en esa potencialidad. Pero hay que saber aprovechar y saber utilizarla. Tenemos buen clima y buen paisaje, historia en la ciudad buen patrimonio. Hay que rehabilitarlo, hay que cuidarlo, hay que sacar partido a ser una ciudad del mar, una ciudad marinera, marítima, muy volcada al mar. Y luego pues, evidentemente, dedicar espacios a la vida más cómoda y confortable, como es peatonaliza.

La potencialidad que en materia de cultura podamos tener. El plan estratégico primero ya hablaba de Picasso y eso es fruto de la acción de todos. Picasso como un activo de la ciudad. La casa natal se había creado en los años 80. Nosotros la reforzamos desde el gobierno. Y todo eso ayudó a la creación del Museo Picasso, iniciativa en la familia Picasso, de Christine y Bernard Ruiz-Picasso.Pero ya nosotros estábamos creando el Centro de Arte Contemporáneo en el Antiguo Mercado de Mayoristas. Aprovechar edificios y darle una utilidad nueva en un sentido cultural, porque eso nos permitía tener fuerza en el turismo de ciudad, en el turismo de congresos, porque las demás condiciones estaban dadas. Y al mismo tiempo mejoras en la gastronomía, que es un proceso muy natural en toda España, que aquí no ha sido excepción. Y al mismo tiempo esa capacidad de atraer talento, que yo intuía ya en los años 60, reforzarla al máximo. La Universidad no existían en los 60, pero luego ha existido y nos da una fuerza que antes no teníamos.

Esa transformación por tanto tiene muchos elementos, elemento cultural, elemento innovador, elemento ambiental. Hacer un esfuerzo en los coches eléctricos, el esfuerzo del transporte público, apoyar claramente los compromisos en materia ambiental, la inclusión social, la accesibilidad en la cual la ciudad ha sido muy modélica, una ciudad para todos, con mucha inclusión en esa materia. Esos son un poco los ejes en los que ha habido esa transformación urbana. Más la gobernanza que hemos tratado en lo posible de mejorarla al máximo.

¿Podría destacar un Proyecto del que se siente especialmente orgulloso?

En el año 2005 se instaló una planta de tratamiento, una desaladora. Podemos desalar agua hasta 7 o 8 gramos de sal por litro. Luego se mezcla y llega a la planta donde se mezcla con otras que tiene mejores condiciones ya con un gramo, poco más, 2 gramos, pero hay que quitarle la sal. Y de paso le quitas la cal también. Este proceso nos proporciona un agua de una calidad que, para estar en una ciudad mediterránea, que tienen aguas calizas todas ellas, es francamente sorprendente. Y es bueno para la salud de los malagueños, para la salud de las tuberías, y su conservación, y de los electrodomésticos, y también de las propias industrias que necesiten agua. Ese proyecto, muy desapercibido, ha sido muy importante.

Y podría mencionar también los proyectos de peatonalización que han sido magníficos y el proyecto del puerto ciudad que ha quedado muy bonito, muelle 1 y muelle2. El modelo de integración puerto ciudad lo impulsé, lo cambie, lo mejore, lo que había en los años 90, y ya en la década primera de este siglo XXI conseguimos que se desarrollará un proyecto, moderado en altura, que no creara una barrera visual y tuviera componentes suficientes de sostenibilidad. E incluimos un potente elemento cultural, donde está el Pompidou en la esquina de los muelles.

Actualmente, Málaga participa en un Deep Demonstration de EIT Climate-KIC, un experimento de innovación de sistemas creado junto a otras ciudades europeas como Ámsterdam, Edimburgo, Copenhague, Helsinki, o Madrid, donde se tratará de lograr transformaciones profundas en poco tiempo para ayudar a abordar el cambio climático y otros problemas relacionados con la habitabilidad de las ciudades, como la contaminación del aire, el bienestar o la pobreza energética.

 ¿Por qué cree que debemos afrontar el Cambio Climático desde un enfoque sistémico u holístico?

Yo creo profundamente que una acción, como ésta, ambiciosa, tiene que ser muy integral, y tiene que estar apoyándose en todos los mecanismos que tenemos para disminuir la aportación de CO2a la atmósfera. Es el elemento clave. Cuando tratamos de ser sensibles en materia de clima, o sea, de frenar el cambio climático, ahí es donde hay que estar, desde la reducción del consumo eléctrico, mediante reductores de flujo, con edificios públicos inteligentes que ahorran energía, instalaciones de plantas de energías renovables también, proyectos como el de Smart City Endesa. El fomento del transporte público es esencial. El autobus sustituye a 60 vehículos privados. Hay mil forma de hacerlo. El ahorro del consumo de agua. No sólo ahorramos un recurso que es escaso y que hay que cuidar con esmero, sino también ahorra energía porque el agua consume energía en su tratamiento inicial para eliminar salinidad y en la depuración. Por lo tanto cuanto menos agua se consuma, más ahorro energético. Y hemos conseguido una gran sensibilidad en materia de consumo de agua, bajando considerablemente los porcentajes. Somos una de las ciudades con un consumo de agua más bajo por habitante /día. En esa dirección hay que seguir trabajando.

Yo lo veo como una acción muy global, donde todos los elementos que pueden servirnos en ese ahorro de energía, en el funcionamiento de la ciudad en general y sobre todo en la movilidad, sean operativos. Mediante semaforización inteligente, mediante el impulso del uso de bicicletas, o del patinete, regulándolo bien. Es una oportunidad. No tiene por qué ser un problema, y lo podemos convertir en oportunidad evidentemente. Mediante el fomento de la economía circular, de la eliminación de residuos y la reutilización. Sacar oportunidades de lo que es un reto y un problema. Y hay mucha aplicación tecnológica que avanza también en manejo de datos, en aplicaciones a los móviles, para poder utilizar mejor el transporte público, para poder utilizar mejor los aparcamientos que hay en la zona azul. Son oportunidades de negocio, pequeñas, pero que se puede convertir en elementos más desarrollados cuando se aplican en otras ciudades y que dan respuesta a los retos que tenemos en esta materia.

¿Qué significan los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) para la ciudad?

Tenemos que sentir la responsabilidad y la satisfacción de que trabajando en el plano local podemos colaborar a la solución de problemas globales, y la mejor forma de resolver los problemas globales es trabajando en el plano local. Sobre todo cuando en el plano local, las ciudades, cada vez van a tener más habitantes. En España ya estamos casi estabilizados, el 80% de la población vive en zonas urbanas, pero en el mundo aún sigue el proceso de urbanización. Cada año más millones de personas se trasladan de zonas rurales a zonas urbanas. En las ciudades se debe dar respuesta a los retos, sobre todo las ciudades que están creciendo. Estoy hablando de Asia, África, América latina. Ahí tenemos que aportar toda la experiencia, todo el bagaje que tenemos en los países más desarrollados para que sea útil allí, vía la acción y la cooperación pública, vía la acción de empresas privadas que puedan llevar también la expertise, la capacidad de respuesta a los temas y motivarlos para ser lo más operativos en esa dirección.

Los objetivos son muy ambiciosos y quedan 11 años para la meta en 2030, y si no nos damos prisa, y si no medimos cómo vamos, no lo conseguiremos. Nosotros estamos ahora justamente adaptando algo que dije anteriormente, toda nuestra planificación estratégica para ser más proactivo en el cumplimiento de los ODS. Se ha elaborado por la Fundación CIEDES 115 indicadores para cada uno 17 objetivos, para medirlos en aquello que tenemos estadística. Porque el problema es que muchas veces te falta la estadística local adecuada para ir midiendo de manera que no te equivoques. Y queremos que todo vaya en el semáforo verde. Tenemos mucho en el verde, que va bien. En el naranja, que va medio bien, caminando. Y otros en el rojo, que no van bien. No tenemos que tenerlos todos, se trata de medir de una manera objetiva, no se trata de hacerse trampa en solitario, sino de ser muy proactivo en esa dirección. Yo invito a que otras ciudades a implementar estos modelos para auto examinarse y marcarse objetivos dentro de los objetivos, porque nuestra acción local sirve a la solución global.

¿Qué necesidades tienen las pequeñas y medianas ciudades para mejorar su resiliencia?

En cada uno de los 17 ODS cabe una acción muestra proactiva. A parte de ciudad resiliente que es sobre todo capaz de resolver, responder bien cuando hay una crisis, cuando hay un problema de lluvias intensas, un tema que tenemos que mejorar en Málaga para que la ciudad no sea tan frágil en algunas zonas.

Y resiliente sobre todo en el plano social y económico, y aquí la educación es clave, Es otro ODS, la educación de calidad para todos. Cuando tú tienes educación de calidad para todos, la sociedad es mucho más resiliente, tiene mucha más capacidad de respuesta tanto en crisis como en etapas de no crisis. Esa es la clave. De todos los objetivos el más importante es la educación porque eso te da respuesta a todo, al hambre, a todo, el consumo responsable, a mil aspectos.

Entonces, volviendo a esa pregunta, en los pequeños municipios y medianos municipios, se trata de conocer más a fondo que se pretende con los ODS y conocer qué podemos hacer cada uno. Y sobre todo cómo podemos transmitir ideas. Yo no digo ejerciendo liderazgo, pero sí de transmitiendo mensajes. Y cada vez que haya ocasión. Yo lo hago en relación a la importancia de la educación. La educación no sólo es el sistema educativo es también la importancia que las familias den a ello. Cómo transmitir de los padres a los hijos que en la educación se juegan el futuro, de ellos y de la sociedad. Y esos mensajes, de ser proactivo en materia de cambio climático, de cómo caminar más y usar menos el coche, cómo usar bici y no el coche, cómo usar transporte público donde lo hay. Todo eso es constante. Cómo ahorrar agua, cómo ahorrar energía en la propia ciudad, en el propio domicilio, en casa. Todo eso son cuestiones que tienen que estar, digamos, en la cultura de cada uno. Es un tema de colegios, de educación, pero también de que las personas, de que las familias formadas lo vayan recibiendo. Esos mensajes no dependen sólo de nosotros, pero podemos ayudar mucho a ello.

¿Considera que la amenaza del cambio climático puede enfocarse como oportunidad para transformar los sistemas económicos y sociales?

Creo que hay una fuente de oportunidades, se crean oportunidades nuevas. La economía circular, es una oportunidad clarísima desde el punto de vista de modelos de empresas, de oportunidades de negocio inclusive. Mil aspectos que surgen, cómo eliminar los plásticos de la vida o reducir sustancialmente el uso de plásticos, motivando también otra forma de resolver la manera de transportar productos, etcétera. Hay mil aspectos donde se crean oportunidades. Antes hemos hablado de las oportunidades para la movilidad. Constantemente la tecnología trata de buscar respuesta. Los coches convencionales han reducido su efecto de contaminación muchísimo, tanto gasolina como diésel, para adaptarse a las exigencias de la propia población, el consumidor lo quiere, hay mucho consumidor que quiere que su coche no sea contaminante. Pero ahora están los vehículos eléctricos como una oportunidad nueva. Y eso está ahí para que el propio mundo, el sector de automóvil que es un sector potente en el plano económico, vaya buscando esa adaptación. Ahí estará el tema de las baterías… Se van creando nuevos temas. Es como en el plano de las TICs, lo que va a suponer la inteligencia artificial, la realidad aumentada, estos aspectos generan también nuevas oportunidades. No hay que ver los aspectos negativos sino los muchos positivos. Y me parece que también eso ayudará a esa visión de oportunidades ayudará a conseguir los objetivos en control del cambio climático de una manera más eficaz.

¿Cómo puede ayudar EIT Climate-KIC a las ciudades en esta transformación?

En el año 2009 estuvimos trabajando en 2 KICs en Málaga, a nivel europeo, pero no fuimos seleccionados. Los partners no fueron los suficientemente sólidos quizás. Era una sobre Energías Renovables y otras sobre TICs. Y tengo mucha ilusión en lo que nos puede ayudar la del Clima porque es compartir muchas experiencias, es poder desarrollar, en base a la Universidad y los Centros Investigación europeos vinculados a la KIC y la experiencia de otras ciudades, modelos aquí inspirados en esas experiencias. Podemos en Málaga hacer también cosas concretas, algo de ello se está trabajando ya en esa dirección. Tengo mucha ilusión de que esa incorporación a esta KIC nos permita sumar nosotros y sobre todo también utilizar y aprovechar. Una sinergia muy positiva, lo veo así claramente.

 
Location
Articles you may be interested in
CLIMATE-KIC NEWS
Cerramos por motivos de solidaridad con #ClimateStrike

  EIT Climate-KIC cerrará este viernes, 20 de Septiembre,...

Cerramos por motivos de solidaridad con #ClimateStrike
CLIMATE-KIC NEWS
Recycl3R cierra una ronda de financiación con la empresa sueca Billerudkorsn...

La empresa española recycl3R, acelerada en 2017 por EIT...

Recycl3R cierra una ronda de financiación con la empresa sueca Billerudkorsnäs
CLIMATE-KIC NEWS
Ecoembes se compromete a mejorar el comportamiento medioambiental de los envas...

Dentro de la estrategia para conseguir ciudades limpias y...

Ecoembes se compromete a mejorar el comportamiento medioambiental de los envases en España
CLIMATE-KIC NEWS
Valencia y Bolonia estudian nuevos modelos logísticos sostenibles de última ...

Dentro de la estrategia de conseguir ciudades limpias y...

Valencia y Bolonia estudian nuevos modelos logísticos sostenibles de última milla
CLIMATE-KIC NEWS
12 proyectos pasan al Stage 2 de #Accelerator

EIT Climate-KIC Spain ha seleccionado 12 proyectos que pasan...

12 proyectos pasan al Stage 2 de #Accelerator
CLIMATE-KIC NEWS
Zeleros, nominada a los EIT Awards

David Pistoni Pérez, CEO de ZELEROS es uno de los...

Zeleros, nominada a los EIT Awards
CLIMATE-KIC NEWS
La ciudad de Valencia, nueva sede del Centro Mundial de la Alimentación Urban...

Su Majestad la Reina Leticia ha inaugurado CEMAS, el...

La ciudad de Valencia, nueva sede del Centro Mundial de la Alimentación Urbana Sostenible de la FAO
CLIMATE-KIC NEWS
Jackie Hernández: “Los conflictos con el equipo, aún cuando empiezan a hac...

La séptima edición de la escuela de verano de...

Jackie Hernández: “Los conflictos con el equipo, aún cuando empiezan a hacerlo bien, es uno de los principales motivos de fracaso de las startups”.
CLIMATE-KIC NEWS
Los futuros líderes contra el cambio climático se forman en València

La mayor escuela de emprendedores climáticos, ClimateLaunchpad, ha arrancado...

Los futuros líderes contra el cambio climático se forman en València
CLIMATE-KIC NEWS
#QuixoteJourney: La crisis climática y el pensamiento sistémico

En la décima edición de la Journey, la segunda...

#QuixoteJourney: La crisis climática y el pensamiento sistémico
CLIMATE-KIC NEWS
Nueva edición de Greenhouse

Arranca en Universitat Politècnica de València UPV una nueva...

Nueva edición de Greenhouse
CLIMATE-KIC NEWS
Segunda edición de la Startup Europe Smart Agrifood Summit

En su segunda edición, Startup Europe Smart Agrifood Summit...

Segunda edición de la Startup Europe Smart Agrifood Summit
CLIMATE-KIC NEWS
La UPV y Las Naves coordinan el codiseño de un plan de adaptación del paisaj...

Un equipo formado por investigadores de la Universitat Politécnica...

La UPV y Las Naves coordinan el codiseño de un plan de adaptación del paisaje de la huerta valenciana al cambio climático
CLIMATE-KIC NEWS
Soluciones innovadoras para la gestión de residuos municipales

Ferrovial Servicios y Lipor (Gestión Intermunicipal de Residuos de...

Soluciones innovadoras para la gestión de residuos municipales
CLIMATE-KIC NEWS
Jornada Participativa sobre Alimentación Sostenible

El 29 de mayo EIT Climate-KIC Spain organizó en...

Jornada Participativa sobre Alimentación Sostenible
CLIMATE-KIC NEWS
Arranca la segunda fase del proyecto “#HIDROCER, la piel del edificio que en...

Arranca la siguiente fase del proyecto #HIDROCER con un...

Arranca la segunda fase del proyecto “#HIDROCER, la piel del edificio que enfría”
CLIMATE-KIC NEWS
Kirsten Dunlop: “Necesitamos alimentar la narrativa de la esperanza para alc...

La CEO de EIT Climate-KIC, Kirsten Dunlop ha participado...

Kirsten Dunlop: “Necesitamos alimentar la narrativa de la esperanza para alcanzar las ODS”
CLIMATE-KIC NEWS
Convocatoria GreenHouse

¿Tienes una idea para combatir el Cambio Climático? ¿Consideras...

Convocatoria GreenHouse
CLIMATE-KIC NEWS
El programa Pioneers arranca su octava edición reforzando la comunidad de exp...

Pioneers es uno de los programas piloto que surgió...

El programa Pioneers arranca su octava edición reforzando la comunidad de expertos y asegurando la explotación de los resultados
CLIMATE-KIC NEWS
¿Cómo pueden la planificación y la financiación conjuntas acelerar el paso...

Un nuevo proyecto europeo, CICERONE, está reuniendo a ciudades,...

¿Cómo pueden la planificación y la financiación conjuntas acelerar el paso a una economía circular?
CLIMATE-KIC NEWS
El proyecto LOOP-Ports celebra su segunda reunión interna en el Puerto de Mal...

La segunda reunión interna del proyecto europeo “LOOP-Ports –...

El proyecto LOOP-Ports celebra su segunda reunión interna en el Puerto de Malmö en Copenhague
CLIMATE-KIC NEWS
16 nuevos proyectos españoles se suman al programa de aceleración de start-u...

EIT Climate-KIC Spain ha dado a conocer hoy los...

16 nuevos proyectos españoles se suman al programa de aceleración de start-ups de impacto climático líder en Europa
CLIMATE-KIC NEWS
Convenio para promover la Economía Circular en Cantabria

Promover la cultura de la Economía Circular y su...

Convenio para promover la Economía Circular en Cantabria
CLIMATE-KIC NEWS
València, primera ciudad española en utilizar la herramienta Future Proofed ...

Durante un año, la ciudad de València probará la...

València, primera ciudad española en utilizar la herramienta Future Proofed Cities para acelerar la transición energética
CLIMATE-KIC NEWS
AVIR: Premio Mejora Técnica Figan 2019

La empresa Smart Confort, SL, acelerada por EIT Climate-KIC Accelerator...

AVIR: Premio Mejora Técnica Figan 2019
CLIMATE-KIC NEWS
Las start-ups preseleccionadas defienden sus proyectos

Arranca la sexta edición en España de EIT Climate-KIC...

Las start-ups preseleccionadas defienden sus proyectos
CLIMATE-KIC NEWS
Poniendo en práctica la Economía Circular

EIT Climate-KIC Spain, en colaboración con el asociado AIJU...

Poniendo en práctica la Economía Circular
CLIMATE-KIC NEWS
Convocatoria para start-ups con alto impacto social y medioambiental

EIT Climate-KIC Accelerator, la mayor aceleradora de empresas de...

Convocatoria para start-ups con alto impacto social y medioambiental
CLIMATE-KIC NEWS
INCA, metodología para valorar el impacto ambiental de las actividades indust...

Ferrovial y Bankers without Boundaries arrancan el Proyecto INCA...

INCA, metodología para valorar el impacto ambiental de las actividades industriales
CLIMATE-KIC NEWS
Kirsten se reúne con el ecosistema emprendedor de Valencia en La Marina

Kirsten Dunlop, CEO de EIT Climate-KIC, en su visita a...

Kirsten se reúne con el ecosistema emprendedor de Valencia en La Marina